Economía circular: una opción factible que debemos hacer realidad entre todos

En un momento en el que Europa está moviéndose hacia modelos de economía más sostenible y cuidadosa con el medio ambiente, he tenido la oportunidad hoy de participar en la I Cumbre de Economía Circular e Innovación Tecnológica, organizada por Advanced Leadership Foundation, que ha contado con el apoyo del INCYDE (Instituto Cameral para la Creación y Desarrollo de Empresas) y del Ayuntamiento de Madrid, muy involucrado en el establecimiento de políticas y planes de acción para el cuidado medioambiental, como el Plan A, Plan de Calidad del Aire y Cambio Climático, denominado así porque, según su alcaldesa Manuela Carmena, “no existe el plan B”.

Últimamente se escucha mucho hablar del término de “economía circular”, pero ¿qué significa realmente este concepto? Economía circular es la alternativa que sustituye al modelo productivo tradicional lineal en el que tomamos materias primas para transformarlas en productos, que terminan convirtiéndose en residuos, que no sirven y por tanto se desechan. En el nuevo modelo circular los residuos se aprovechan como materias primas de otros procesos productivos, con el objetivo final de conseguir “residuo cero” o “zero waste”, propiciando así círculos de uso y reutilización continua de materia y energía. Este nuevo proceso implica un enfoque ecológico desde el momento del diseño del producto (ecodiseño) hasta la reutilización del residuo. El establecimiento de este enfoque como estrategia europea, que a su vez está materializándose en la elaboración de nuevas normativas y regulaciones, ha acelerado el interés por la sostenibilidad, pero todavía existen muchas dudas sobre este enfoque. ¿Y cuál es el reto principal para su aplicación? El miedo a que los resultados empresariales se vean afectados negativamente por la puesta en marcha de medidas sostenibles.

Panel inaugural con Juan Verde, José Luis Bonet y Manuela Carmena.

Pues bien, nada más comenzar la cumbre se nos despeja esta cuestión. Juan Verde, presidente de ALF, abre el evento declarando que las compañías más competitivas son las que piensan a largo plazo e incorporan la sostenibilidad en sus estrategias y la convierten en rentabilidad. Firmemente convencido de que “podemos potenciar el desarrollo económico y en paralelo cuidar el medioambiente y el entorno social, porque no tenemos por qué elegir entre una cosa y la otra“, se ha dirigido a los 300 líderes elegidos a lo largo y ancho del país para transmitir el mensaje de la sostenibilidad y la economía circular durante los próximos doce meses, y les ha instado a contagiar esta visión a su entorno y a convertirse en agentes de cambio para concienciar a la sociedad sobre esta necesidad. A continuación, José Luis Bonet incide en la importancia de potenciar la innovación tecnológica para buscar nuevas vías que posibiliten la puesta en marcha de proyectos de economía circular. Según Bonet, se estima crear más de 400.000 empleos en Europa en torno a la economía circular, y en España, gracias a INCYDE se han puesto en marcha 6.800 nuevas empresas, de las cuales el 80% por ciento sigue en activo, gracias a sus incubadoras de alta tecnología y nuevos proyectos de emprendimiento.

Durante toda la jornada han participado relevantes líderes económicos, políticos, tecnológicos y sociales que han compartido su conocimiento en la aplicación de la economía sostenible. Hemos sentido ilusión por enfoques de crecimiento económico basado en políticas sociales de la mano de Bernardo Kliksberg, Asesor de Naciones Unidas y gurú de la RSC que ha instado a todos a reconstruir nuestros modelos desde la base ética porque sólo desde la solidaridad se pueden establecer sistemas sostenibles y duraderos, Dasho Karma Ura, Ministro de la Felicidad del Reino de Bután que nos ha mostrado cómo los gobiernos pueden ayudar a que sus ciudadanos desarrollen habilidades psicológicas, sociales y educacionales, y Ndaba Mandela, nieto de Nelson Mandela que ha heredado su fortaleza de liderazgo basado en el servicio a la comunidad.

Bernardo Kliksberg, padre de la RSC, acompañado por Mónica García Bustamante, CEO Business Knowmad Consulting.

El enfoque económico de la economía circular se ha desarrollado gracias a la participación de dos premios Nobel de Economía: Christopher Pissarides y Finn Kydland. También hemos tenido mesas redondas sobre la importancia de la innovación, el aporte clave de la tecnología, el rol de las asociaciones y administraciones públicas, el relevante papel de la financiación y casos de éxito públicos y privados. Incluso hemos contado con la presencia de Iván Duque, Presidente Electo de Colombia, que nos ilusionó con la “economía naranja” que quiere poner en marcha cuando tome posesión de la presidencia, basada en un modelo de riqueza basado en la educación y la igualdad, y que estará alineada con la economía circular porque la deforestación es un reto que urge solucionar ya que está poniendo en peligro la riqueza natural de su país. Esta urgencia es la que le lleva a establecer su estrategia de “economía verde” para promover las energías limpias, el reciclaje de residuos y el potenciamiento del emprendimiento sostenible y las empresas B, o BCorps.

También el invitado más esperado de la cumbre nos envolvió de color verde esperanza. El Presidente Barack Obama se ha mostrado plenamente convencido de que el mejor objetivo que podemos perseguir ahora es detener el cambio climático, por nosotros y, sobre todo, por las generaciones futuras. Además, ha afirmado que podemos generar más trabajos, negocios y oportunidades “haciendo lo correcto”. Y aunque ha reconocido que nos enfrentamos a grandes retos medioambientales y sociales, en parte acrecentados por una falta de alineación no sólo en las medidas aplicar sino en cuanto a las problemáticas en sí mismas, como la negación de problemas reales como el cambio climático, nos encontramos en el mejor momento de la historia para seguir avanzando y mejorando. Obama nos anima a no preocuparnos por la perfección, sino a ocuparnos en “resolver un caso tras otro”, cada vez mejor, porque “no somos perfectos, pero si podemos ser mejores”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

nueve + 19 =